martes, 26 de mayo de 2009

¡Me ha puesto la zancadilla!

¡Hola navegantes!
Tengo la sensación de que llevo una eternidad sin hacer una entrada. Y es que hay épocas que el trabajo se acumula y una, no da más de sí. Qué ganas tenía de sentarme tranquila frente al ordenador, por puro placer.

Hoy ha llegado una señora a mi casa. Sin presentarse, me ha dicho:
- Querida se le concede un deseo.
Yo he mirado a mi alrededor...
¿Me lo está diciendo a mí?
Pues sí, me lo decía a mí.
Siempre he pensado que ante una situación así, pasaría tiempo pensando qué deseo querría que se me concediese. Dudaría entre pedir un deseo a nivel mundial, para la gente a la que quiero, personal...
¡Pero Momo se ha adelantado! He sentido como ponía la zancadilla a mis pensamientos, ha saltado por encima de ellos y ha dicho
sin que yo pudiera hacer nada:
- ¡Agilidad, ingravidez!

Prometo que el próximo deseo que me concedan será para todos.

11 comentarios:

Crazy Girl dijo...

Ay, ay....osea que Momo se ha puesto a levitar...
Y encima es otro yo de ti, osea de Momo, osea de ti ...ay que liote...
Liro....liro, pero liro....

Anónimo dijo...

Que nooooooo....que Momo es Momo, sólo Momo y nada más que Momooooo....
!Vivan los seres entrelazados por los ...¿pies?!!!!!

Tarta de Fresa dijo...

Enorme entradaaaaaaa....!Me encantan tus dibussssss!!!
La proxi...!!!porfa!!!Cuando aparezca el hada pidele coloressss y letrasssss!!
Aunque no te hacen faltaaaa, que eres una artistaaaa...

Chevalier dijo...

Oh! Qué relato más surrealista...
Veamos...Aquí hay tres personajes...la señora ( ¿anciana quizá?), Momo ( todos sabemos quien es) y...el narrador, que es Momo también...¿no?
Ay Jesús...que he vuelto más espeso que un ornitorrinco varado.
Y si no es mucha indiscrección...¿Qué deseo fue concedido?
Porque a mi me parece que la señora se ha ido de rositas...

Anónimo dijo...

Je, je, je.

Karla dijo...

No,no,perdón. Aquí hay más de diez personajes (cuando menos) , y no olviden a los sirenos, que esos si que son la caña (de España).
Y El Principito es pelirrojo, que me lo ha dicho un baobab amigo que habla alemán.

Anónimo dijo...

nada tiene pies ni cabeza pero llamarlo relato surrealista es demasiado culto, no?

tampoco yo entiendo mucho lo que escriben los otros personajes, la verdad

Cerezas de Tul dijo...

Ainsss que grande eres Momo!
Da gusto siemopre venir aquí!

Un besín de buenas noches

Anónimo dijo...

como está la peña...

María dijo...

¿Vas a pasar por la Feria del Libro de Madrid?
Mil besos!!!

Anna dijo...

Sólo llevas una semana que no haces una entrada... y tienes razón: parece una eternidad!!! Un abrazo enorme!!